noviembre 26, 2008

«¿Y porqué te hago falta?»

¿Que porqué me haces falta? -Pues, ¿quién me llevaría a la rama más alta del verano? ¿Con quién aprendería a pronunciar correctamente las palabras verdes? ¿Cómo iba a saber yo cuando un 8 está triste? ¿Y el nombre de una nube?¿Quién podría enseñarme el camino para volver aquel domingo en que sonaba la música feliz del arco iris?¿Cómo me entendería con las cerillas?, dime. Y si nevara -sobre todo, esto- ¿cómo distinguiría yo la nieve minúscula y mayúscula para no hacer el tonto?

*«Respuesta a su hija Laura» de Miguel d´Ors
*La de la foto es Regina, mi sobrina, y es mágica. Tiene la capacidad de poner de buenas hasta al ogro más espantoso. Cuando camina va dejando rastros de colores y su risa, su risa es una explosión de estrellas.

4 comentarios:

paloma dijo...

A mi, me hacen falta mis nietos. Los veo poco, pero le agradezco a Dios infinitamente lo poquito que los veo, pues son de mis momentos más felices.
Y los atesoro en mi memoria, en mi corazón y en mis escritos.

Paloma dijo...

Acaso yo no hago tus momentos más felices???? Ya me puse celosa! Si quieres hoy me dibujas cosas.

paloma dijo...

Todos los momentos que estás conmigo desde que naciste, también los atesoro y los tengo grabados a fuego en mi corazón.
Mi muñequita, mi princesita...

Si alguien te pregunta porqué eres tan cursi, ya lo sabes...

Paloma dijo...

Lo único, ma, esque opino que te pongas otro nombre en los blogs porque el que lea esto va a creer que tengo personalidad múltiple y que me pregunto y me contesto yo solita. Los amigos de Javi le preguntaron que si yo tenía una hija!!!